google-site-verification: google812cc7c80debd47d.html
ESTE SITIO CUENTA CON UN LECTOR DE NOTICIAS PARA PERSONAS CIEGAS O DISMINUIDAS VISUALES QUE FIGURA AL PIE DE CADA POST.

1 de octubre de 2008

HOMENAJE A RAÚL ALFONSÍN.

En la Casa Rosada, el gobierno de Cristina Fernandez de Kirchner rindió homenaje al ex Presidente Ricardo R. Alfonsín.

Muchos lectores conocen la simpatía de Carne de Divan por el Peronismo. He recibido con agrado el homenaje a Raúl Alfonsín y me atrevo a afirmar que es un gesto que no se hubiese producido nunca desde otros gobiernos hacia un peronista. Es más, salvando las distancias, hace no mucho tiempo un radical convertido en Judas intentó quebrar la gobernabilidad de la Presidenta con su gesto en una votación clave en el Senado. No lo nombramos, pues no nos resulta grato en esta casa.

Cuando retornábamos a la democracia, muy jóvenes, algunos estábamos en las filas del PI como acto de rebeldía... Esperábamos con febril impaciencia ESE DÍA, el de las elecciones presidenciales, con el DNI nuevito, sin ningún sello todavía. Nos estrenábamos en nuestra responsabilidad cívica. Habíamos escuchado candidatos, leído plataformas electorales, pintado paredones con ferrite y cal, borrado las pintadas de otros, participado de las arengas de otros partidos. Nos emborrachamos, cuestionamos a los viejos militantes, más tarde cuestionábamos todo porque era nuevo poder hacerlo; nos enamoramos de algún militante y nos vimos a escondidas si era de un partido opositor al nuestro. Cantamos y escuchamos cantitos chicaneros: "Las muchachas radicales salen con alfonsinistas y se llevan a la cama a los muchachos peronistas..." En la cátedra de Semiología de la Facu, analizábamos los discursos de "Alfonso" por su calidad de orador y leíamos "Cómo se hace un Presidente".

Nos pusimos de novio con la democracia, y anduvimos experimentando sus sabores mientras auyentábamos fantasmas que venían desde los años de la represión. Nos casamos. Tuvimos y tenemos los despelotes de todo matrimonio que lleva muchos años de convivencia...
Estamos creciendo. Estamos madurando. Cuando un gobierno homenajea a una figura emblemática de la oposición, se pone los pantalones largos y puede resignificar aquella frase nefasta del homenajeado... La casa está en orden...
Felicitaciones Cristina.

Carne de Divan

EL COITO PERFECTO DURA ENTRE 7 Y 13 MINUTOS.

El 13, el número de la mala suerte por excelencia, el que algunas personas no se atreven ni a nombrar por pura superstición, adquiere un significado mucho más positivo en el terreno sexual. Es lo que debe durar el coito perfecto, según un grupo de sexólogos americanos.
Un estudio publicado en
'Journal of Sexual Medicine', realizado entre los miembros de la Sociedad de Investigación y Terapia Sexual en Estados Unidos y Canadá, indica cuáles son los tiempos normales del acto sexual. Los sexólogos que han participado, con una media de 26 años de experiencia viendo a 23 pacientes semanales, coinciden en que entre tres y siete minutos, "la relación es adecuada", aunque "el coito deseable se extiende entre los siete y los 13 minutos".
Si desde la penetración hasta que el hombre eyacula pasan menos de tres minutos, el acto es "demasiado corto". Por el contrario, si este momento llega entre 15 y 30 minutos después de haber empezado, los expertos creen que es una relación "demasiado larga".
Estos tiempos revelan que en cuestión de sexo la realidad no supera la ficción. "La cultura popular y los mensajes sociales han generado estereotipos sobre la actividad sexual que no son reales. Muchos hombres y mujeres fantasean con penes más grandes, con erecciones más largas y, sobre todo, con coitos que duren toda la noche", comenta Eric Corty, uno de los autores de la investigación, de la Universidad de Pensilvania (EEUU). "Estas expectativas pueden provocar insatisfacción en los individuos que no las logran", añade.
Los autores creen que los resultados de este estudio tienen importantes implicaciones en la medicina sexual, tanto en la prevención como en el tratamiento de los trastornos relacionados con la eyaculación. "Estamos tan presionados por las falsas creencias que rodean al sexo que muchos hombres que tardan cuatro minutos en eyacular se angustian pensando que tienen algún problema, cuando resulta que es un tiempo normal", dice Corty.
De hecho, las últimas encuestas realizadas sobre el tema indican que tan sólo un 14% de los varones querría que su coito durara menos de 10 minutos. Al 50% le gustaría aguantar por lo menos media hora y un 36% no se queda conforme si eyacula antes de la hora. Las mujeres también fantasean con relaciones más largas, sin contar los preliminares. El 52% de ellas no se queda conforme con menos de 30 minutos de placer en la cama; el 29% es aún más exigente y pide 60 minutos, mientras que sólo un 18% acepta de buen grado durar menos de 10 minutos.

(El mundo)

www.carnededivan.blogspot.com

Humor Psicoanalítico.

Cómo conseguir una empanada.

En estos difíciles tiempos de malaria y desocupación, es aún posible aplicar los conocimientos adquiridos para solucionar nuestros urgentes problemas alimentarios. Al respecto, sugerimos los siguientes métodos para robar una empanada:
1) Método guestáltico: a) Concurrir a la rotisería de la esquina munido de una lámina donde se alternan fácilmente la figura y el fondo. Mientras el empleado se halla entretenido percibiendo ora una vasija, ora una mujer, usted se guarda una empanada. Si lo descubren, sugiérale que mire bien la figura mientras usted huye por el fondo. b) Otra técnica consiste en persuadirlo de que el todo es más que la suma de las partes: compre seis empanadas y llévese ocho.
2) Método sistémico de la \"provocación\" (Escuela de Roma): Mientras habla con el rotisero, critique abiertamente a los saqueadores de supermercados y a los ladrones de empanadas. Podrá así deslizar una empanada en su bolsillo sin que recaigan las sospechas sobre su persona.
3) Método pavloviano: Tómese un perro nuevo y condiciónelo para que, frente al sonido \"¡Fuera de aquí, ladrón!\", tome una empanada, salga huyendo del negocio y lo espere en la esquina.
4) Método fenomenológico-existencial: Timbrear las casas mostrando folletos similares a los de la iglesia evangélica pero con fotos de campos de concentración y el retrato de Víktor Frankl, fundador de la logoterapia, y solicitar empanadas para resolver el vacío gastro-existencial de los prisioneros. Si va acompañado de una señora con rodete, pollera por debajo de las rodillas, ojos de lagarto y sosteniendo \"La Náusea\" de Sartre, aumentará el efecto persuasivo.
5) Método de la desensibilización progresiva: El primer día, dígale a su rotisero que últimamente lo nota muy nervioso. Pídale que se relaje mientras agarra una servilleta de papel para llevársela a su hogar. Al día siguiente haga lo mismo con dos servilletas de papel, y luego con varios escarbadientes. Finalmente, el rotisero no ofrecerá resistencia cuando usted se lleve varias empanadas de un saque.
6) Método piagetiano: Tómese un bebé cualquiera y llévelo a la rotisería debajo del brazo, acercándolo inadvertidamente al mostrador. Ávido de ejercitación sensorio-motriz, la criatura no podrá evitar tomar una empanada. Luego, márchese inmediatamente. Si el empleado se queja, defienda al niño diciéndole que el pobre está ejercitando la coordinación entre visión y prensión, y buscando nuevos medios para hacer desaparecer objetos.
7) Método skineriano del condicionamiento operante: Cada vez que vaya a la rotisería llévese descaradamente una empanada mientras le comunica al empleado una buena noticia (por ejemplo que ganó San Lorenzo, o que los gastronómicos quedarán exentos de ingresos brutos, etc). El hombre le permitirá llevarse siempre empanadas, habida cuenta que esa conducta permisiva estará siempre recompensada con una buena nueva.
8) Método lacaniano: Lleve una soga con el nudo borromeo. Mientras el empleado intenta infructuosamente desatarlo, usted forcluye una empanada y huye furtivamente.
9) Método kleiniano: incremente progresivamente la ansiedad paranoide del rotisero a límites intolerables mediante el argumento del inspector de la DGI ( Dirección General Impositiva. Podrá llevarse las empanadas que quiera cuando el hombre, con el yo ya escindido, intente ocultarse en el microondas agarrándose las dos cabezas.
10) Método psicoanalítico: Háblele al rotisero de la cuestión de la castración paterna señalándole los genitales y (con delicadeza), de la "intensa" relación que tuvo y tiene con su madre. Aproveche el estado de miedo (por sus genitales), culpa y confusión ( por lo de la mamá)del rotisero para llevarse las empanadas y mientras se retira lentamente, digale que la primer consulta es gratuita y dejele su tarjeta.

(Psicomundo)

www.carnededivan.blogspot.com

MANDALA ABORIGEN PARA PINTAR


www.carnededivan.blogspot.com

JUANA LARRANA EN EL DIVÁN

JUANA LARRANA EN EL DIVÁN
Llevate la imagen de Juana!!!!
Se produjo un error en este gadget.
Se produjo un error en este gadget.

Tu búsqueda.

Google
 

Add This

Bookmark and Share

Horóscopo

TAROT desde el Diván.

El mundo en un diván.

Visitante número:

Vistas a la página totales

El mundo no duerme...